El quinto aniversario.

En el año 1995 celebramos el quinto aniversario de la fundación, estábamos en una situación que sí que habíamos soñado, pero que teníamos que pellizcarnos para comprobar que no era un sueño y que si que estábamos cumpliendo los que habíamos tenido al inicio de SMC. Martin se había jubilado hacia algún tiempo pero le invitamos, estando como estábamos, orgullosos de haber cumplido con nuestra tarea, queríamos hacerle participe de los éxitos y demostrarle que su apuesta por nosotros había sido acertada. Todavía no teníamos contactos muy regulares con Japón, que se iniciaron por aquellos entonces. Empezábamos a contar en el panorama de las SMC Europeas, que se sorprendían de nuestro despegue. Como éramos los más jóvenes como empresa y también como personas, nos miraban con una cierta sorpresa, como diciendo “y estos españolitos son los que están armando el taco, pues para lo regular que hablan inglés no está mal”

Todos los años nos reuníamos, en muchos casos toda la plantilla. Las reuniones, normalmente al final de una jornada de trabajo, consistían en una presentación de los resultados que se iban consiguiendo, las previsiones para el futuro; y, se compartían las experiencias y problemas de los diferentes departamento y secciones; alguno se pasó algún sofoco en las presentaciones, pero eran bien recibidas. Eran alrededor del aniversario de la fundación y acababan con una cena en un buen restaurante. Todavía se añoran aquellos tiempos. En algunos casos las reuniones eran de un par de días, en algún hotel, eran para debatir sobre las relaciones en el trabajo, el trabajo en equipo, la participación en la gestión, etc. En este caso se hacían en un fin de semana; y la asistencia era total. Cuando lo contabas fuera no se lo creían.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.